lunes, julio 16, 2007

Planeta inquietante te necesita



Necesitamos tanto actores/actrices para los vídeos como dibujantes tanto para cómics como para ilustraciones. Ahora mismo la prioridad es encontrar a alguien que haga de Sir Edward Holst. La imagen ideal es esta:

Los vídeos se ruedan en Santiago de Compostela. Si estáis interesados escribid a carpediem754@hotmail.com y poned Planeta Inquietante en el asunto. Como ya os podéis imaginar esto al menos de momento es por amor al arte. XD Los cómics serían un tema aparte ya que hay posibilidades de que sean publicados.

13 comentarios:

  1. el belicoso legionario cántabro 3 y 1/2domingo, julio 15, 2007

    ¡Mentiras y calumnias!¡Mentiras y calumnias!
    Alguna rata de la Academia anda suelta..., y disfrazada de tiburón. Pero camaradas: recordad que tan sólo es un disfraz. Quiere hacernos creer que es un tiburón canalla. ¿que es un canalla? No hay duda; pero no creo que sea un tiburón. Tan sólo una rata cobarde armada con colmillos postizos.
    Sirviéndome de sus palabras, el "autoproclamado Doctor" John W. Tiburón Canalla irrumpe con una sarta de mentiras y bravuconadas dignas del carácter prepuber de la entidad que defiende y dice representar.
    Además, ¿acaso se puede tener un pseudónimo más ridículo para un gordinflón pusilánime que el de Tiburón Canalla? Su propia puesta en escena es motivo de burla y escarnio en nuestro círculo...
    Pues escúchame bien, querido Tiburón: ¡Besa mi culo cántabro!
    ¡Jajajaja!
    PD: El tal señor Holst hece gala de las mejores tradiciones de la academia y de los "sires" que la habitan. Tiene pinta de mariposa-preciosa. ¿Tal vez el señor tiburón sea su novia?
    LUCHA O MUERTE. ¡POR ISIS!

    ResponderEliminar
  2. Estimados colegas:
    Estupor y decepción. Es lo que siento tras la vergonzosa intervención del Dr. Tiburón Canalla en este foro de libertad y pensamiento creativo.
    Si bien he manifestado en más de una ocasión mi personal desacuerdo con la filosofía de la Academia y muchos de sus miembros, y muchos otros igual que yo se han servido de esta plataforma del conocimiento para manifestar su malestar con esta institución, me parece del todo inaceptable el tono y la violencia de los ofensivos comentarios del señor Canalla. Por tanto, creo que ha llegado el momento de dejar a un lado la diplomacia que hasta ahora abrazaba y pasar a la acción.
    El señor Canalla dice que nos "vayamos preparando", que nos"va a atacar". Pues yo le digo:
    ESTOY PREPARADO. EN GUARDIA!

    Su amigo y colega.

    たけし ロブ

    ResponderEliminar
  3. Dr. John W. Tiburon Canallamartes, julio 17, 2007

    Estimados Patanes:

    Conteniendo las repugnantes arcadas que me produce el escribir de nuevo entre vosotros, me veo obligado a ello para desmentir, corregir y reprender a algunos bobalicones muy aprensivos que - ¡probecillos! - se han visto insultados y heridos por la justicia de mis palabras, anteriormente vertidas - por no decir vomitadas - en este teatro de chiquillos gritones y meones al que algunos desvergonzados insisten en llamar "plataforma del conocimiento".

    Es mucho suponer que una horda de adolescentes hipervitaminados con ganas de bronca, que ni siquiera conocen el tamaño real de sus falos, alcancen nivel alguno de conocimiento real.

    Llamar conocimiento a un sinfín de fantasías y tópicos especulativos escupidos sin respeto alguno sobre verdades harto provadas de nuestra Historia y Cultura, estudiadas con meticuloso rigor por la Academia y amparados por la excelencia de nuestros miembros, sólo demuestra que ante la falta de cerebro os bastan cojones.

    La primera enmienda va dirigida a los insultos vertidos sobre la hombría y carácter del excelente Sir Edward, un hombre cuyo arrojo y gallardía tan sólo son superados por su enorme conocimiento e inteligencia.

    La segunda, y en franca alusión al lamentable "animal del norte", decir que mi nombre no es ningún seudónimo. Mi padre, que en paz descanse, fue el infatigable investigador Charles Teófilo Tiburón. Y mi madre se llamaba Marisa Canalla. Jamás he sentido ningún remordimiento o verguenza por lucir, con orgullo, el digno legado de mis padres. Algo que, entiendo, no puede decir el bruto belicoso, cuyo ridículo mote se debe, sin duda, a la vergüenza de sus familiares y amigos.

    ¡Larga vida a la Academia!

    Dr. D. John W. Tiburon Canalla

    PD: Bibliotecario..., muy pronto tú y yo nos veremos las caras.

    ResponderEliminar
  4. Sir Edward Holstmartes, julio 17, 2007

    Estimado colega, me alegra ver que no soy el único en la Academia que se preocupa por la campaña de calumnias que se propaga desde este altar de la fantasía.
    Es hora de que los historiadores actuemos y pongamos a estas alimañas en su sitio, empezando por el mayor delincuente del lote, Patrick Von Steiner.
    No habrá medias tintas ni falsos compromisos, o se está con la ciencia o se está con la superstición y os prometo que esta vez ninguno de vosotros, titiriteros de tres al cuarto, se irá de rositas. Ya podéis empezar a rezar a vuestra diosa favorita.

    ResponderEliminar
  5. Hay que ver como está el patio... de la Academia.
    Siempre pensé que las esporádicas intervenciones del cabrito de Sir Edward Holst eran pataletas que sólo confirmaban la decadencia de "tan magna institución" (puajj!), pero sus reiteradas intervenciones, cada vez más frecuentes en los últimos meses, y la aparición del apodado pitbull de la Academia me dan que pensar.
    Por una parte, en las últimas semanas ha habido muchos llamamientos desde las filas del Gran Patrick para la unión de los aliados. No obstante, este pulso de los academicistas parece indicar que no estaban tan acabados como creía.
    ¿Cómo acabará esta batalla?

    ResponderEliminar
  6. Marqués de Aymar y Monferratmartes, julio 17, 2007

    ¡Vaya, vaya! Ha quedado claro que se avecina una batalla, y que los diplomáticos debemos hacernos a un lado.
    Aquel que se entromete en el camino del que busca la Verdad, sin importarle los medios, los métodos, y sobre todo, las consecuencias, merece todo mi desprecio.
    Y a fe mía que me he propuesto como meta personal acabar con estos personajillos presuntuosos, como ya he hecho anteriormente en épocas pretéritas.
    Pero que conste, yo no sé herir sólo con la palabra. También yo conozco esos abyectos métodos por los cuales los hombres se han matado desde hace más de 5000 años. Pero sería impropio de mi persona utilizar el vil metal.
    No. Yo lucho de otro modo, más terrible y peligroso.
    Escuchad, malditos. Liberaré de su prisión a un ser por el que corre ponzoña por sus venas, y no conoce la palabra misericordia.

    ¡Hago llamar al Doctor Abismo!

    ResponderEliminar
  7. ¡Mwahahahaha! Por fin estoy libre de mi prisión. Pero sabed una cosa. Antes de ir a por mi carcelero, me voy a dedicar una cena exótica. Creo que el menú de hoy es sopa de Tiburón Canalla.

    ResponderEliminar
  8. el belicoso legionario cántabro 3 y 1/2jueves, julio 19, 2007

    A la atención de quien competa o, en su defecto, de ese maldito escualo:
    Pocos han sido los que han osado mentar mi nombre a la ligera, y menos aun aquellos que viven para contarlo.
    Si hemos de escondernos bajo una fachada de clandestinidad y penuria, renunciando a nuestros nombres, familia y amigos y tachados de apestados por quienes antes nos recibían con salvas, es debido a la infame persecución sufrida a manos de vosotros, asquerosos, que decís defender la Tradición de la moribunda Academia.
    Reid mientras podáis, porque muy pronto pasaréis a ilustrar una página breve, triste y oscura de esos manuales panfletarios de doctrina pretendidamente historicista a los que, con vergonzoso engaño y descaro, llamáis libros de Historia.

    LUCHA O MUERTE. ¡POR ISIS!

    PD: (A la atención de la nenaza mayor del reino, el señorito edward holst)
    Querido Edward. Nuestra "Diosa favorita" sabe de sobra cual es el destino que aguarda a los traidores como tú. Gustoso colgaría tu cabeza en mi salón pero es un placer que reservo en exclusiva a nuestro amado Bibliotecario. ¡Por Isis!

    ResponderEliminar
  9. Valla toalla!

    Me pregunto si regalaran el título de Doctor a todos los tarados asiduos de este foro...

    De lo que no hay duda es de que esos señores invierten mucho más tiempo en sacarle brillo a sus medallas y de participar en coloquios autocomplacientes y amañados para desacreditar a investigadores de verdad, que en su supuesto campo de estudio.

    Estos pequeños pigmeos intelectuales no dudarían ni un segundo en sumarse Masters ficticios y Cátedras inexistentes con tal de no reconocer su evidente desnudez conceptual. Es vergonzoso observar como un falso conocimiento heurístico y pseudohermenéutico sustituye al empirismo y la lógica en los descabellados razonamientos de estos señores.

    A los "Doctores" Love y Coconut - como si no hubiese bastantes - se les ha unido recientemente otro facineroso, productor mundial número uno de pedos cerebrales, al que, gustoso, mandaría de una patada en el culo al fondo del ABISMO.

    He de romper, no obstante, una lanza en su favor: es de los pocos truanes que dice la verdad. Es muy cierto que no conoce la palabra "misericordia". De hecho apenas sabe escribir. Además, no me cabe la menor duda de que es ponzoña lo que recorre sus venas, a la vista del rápido empeoramiento y progresivo y degenerativo deterioro de su cerebro. Para ser justo, debería dejar de preocuparme por el alcance de su locura; lo más probable es que todo termine con un fuerte retortijón, un gran "bum" y adiós cabeza...

    Atentamente.

    Un Paladín de la Academia.

    ResponderEliminar
  10. Hey!
    Donde está el bibliotecario?
    ¡¡Que conteste ya!!
    No es por nada pero...últimamente lo petan mucho más los académicos que los bibliotecarios...
    Creo que me voy a pasar al bando de los tiburones, que dan más cañaaaa!!!!
    Te quiero bibliotecario, pero tienes que contraatacar!!

    Fdo.
    Una Grupi descontenta

    ResponderEliminar
  11. Veo que los epígonos de la Academia se han envalentonado y sacan su paupérrima artillería dialéctica. Sus ataques son contraproducentes pues les describen más a ellos que a nosotros, son ellos los que se escudan tras sus títulos y sus plúmbeas tesis. Yo no ostento ningún título, ni doctor ni nada, sólo soy un humilde servidor de la Verdad y respaldo mis palabras con hechos. Visitad este link y recordad como un grupo de héroes de todo el mundo se reunió para combatir a la pérfida Academia, nuestro triunfo ya es una leyenda y ningún tiburón canalla podrá cambiarlo:
    http://planetainquietante.blogspot.com/search/label/saga%20del%20templo%20II

    ¡Por Isis!

    ResponderEliminar
  12. Sangre!! Sangre!! (y casquería para el tiburón!!)

    ResponderEliminar
  13. Caballeros, Damas, dejen a un lado sus impulsos atávicos y no pierdan el tiempo en amenazas vanas. Siempre me he considerado una persona de palabras escasas y escuetas, aunque no por ello menos directas y significativas. Pero pasemos lista:

    Legionario de Cantabria: Aprecio el furor de tu pasión pero modera tu impulsividad, sé de buena fuente que la Academia ha enviado una manada de Perros de Thandalos en tu búsqueda. Te aconsejo que por el momento procures tu propia protección.

    Takeshi Love: Tu Hoja de Trueno ha sido todo un regalo inesperado que agradezco y que me resultará muy útil para proteger mi humilde persona en estos tiempos inciertos. Pronto he de poner a prueba su filo...

    Dr. John W. Tiburón Canalla: Parece que las sinfonías danesas de mi buen amigo Edward cuentan con fanáticos adeptos. Lamento decirle mi buen Dr. que en estos momentos mi prioridad es el propio Edward y sólo puede decirle que aguarde su turno. El tiempo y las circunstancias lo pondrán en su lugar. No vigile su espalda. Puedo enfrentarle abiertamente sin temor.

    Edward Holst: Lamento tener que llegar a estos extremos. Intentamos solucionar un error y hemos creado todo un monstruo estancado en su lugar. Deberías haber continuado dedicándote a la música que tanto aprecias (y hay que reconocerlo, destacas). Nos acusas de titiriteros...sólo puedo responder: "Le dijo la sartén al cazo."

    Marqués de Aymar y Montferrat: Hubo un tiempo en el que fuimos adversarios y sigo sin aprobar del todo sus...estrategias. Hay criaturas y entes que no deben ser perturbados. Comprendo sus intenciones pero no puedo aprobar la derrota de la Academia al coste de la destrucción de lo que defendemos.

    Dr. Abismo: Ups. Su reputación le precede. Prefiero tenerlo como aliado que como enemigo. Todavía recuerdo la guerra contra Tártaro y sus esbirros...

    Paladín anónimo de la Academia: a sicarios anónimos, esbirros sin nombre.

    Grupi descontenta: La sabiduría tiene un precio, mi buena amiga. A veces alguien tiene que sacrificarse para que otros puedan disfrutar de la paz. Hace tiempo que renuncié al afecto y mis seres queridos han sido cubiertos por el tiempo y los eones. La soledad es mi única compañera.

    Patrick von Steiner: Descuida mi buen amigo, pronto revelaremos a ojos de incluso los más escépticos los planes de la Academia para sojuzgar el mundo en una realidad estancada e inmutable y daremos los signos para que los adeptos de nuestra causa se reconozcan y puedan unir sus fuerzas.

    Marita: La sangre es demasiado preciosa para derramarse a la ligera. No hay que descuidar el esfuerzo y el sacrificio cuando son necesarios pero no encuentro placer en la destrucción.

    ResponderEliminar