jueves, noviembre 03, 2016

Choque en Bonaval Parte I

El calentamiento de los primeros destrozos ha dado pie a la primera gran batalla entre las fuerzas de la Resistencia y la carne de cañón controlada por los mutantes de la Academia, cultivados más que criados en las casas selladas. El escenario escogido por el destino no pudo ser más apropiado dadas las fechas. El parque de Bonaval, que aloja un cementerio, ya en desuso, es donde localizamos a las tropas del enemigo, entregados a una ordalía de destrucción. Las tropas son los ya conocidos híbridos de animal y ser humano, aunque ahora han añadido la estremecedora mezcla con ovejas, más pensadas para ser mano de obra barata que para ser soldados, como probaba el que estuvieran más entretenidos comiendo hierba que destrozando el entorno y agrediendo a los visitantes del parque. A esto último estaban dedicados en cuerpo y alma sus compañeros basados en animales más agresivos como leones, osos,... hasta las cabras tienen más espíritu destructivo.

Liderados por la antropóloga pop de lo imposible Carman Corrigan y un servidor, hemos conseguido tomar una "cabeza de playa" en la entrada del parque con gran esfuerzo, mas sin bajas afortunadamente. Aunque algunos han quedado fuera de combate. Sólo alcanzamos a divisar a uno de los mutantes. Iba en un palanquín de madera cuidadosamente tallada, con un estilo barroco, tapado por telas con brocados llamativos, cargado por cuatro híbridos de elefantes, tan lentos como imparables. La criatura de vez en cuando atisbaba por entre las telas, apartándolas con unos tentáculos verdosos, viscosos y cubiertos de pinchos óseos. Me pregunto si estaba en alguna de las casas selladas que fotografiamos, ¿nos reconoció? ¿Quién sabe? La batalla tan sólo ha dado comienzo, y tendremos oportunidad para descubrir más sobre los mutantes de la corrupta Academia. Y sólo lo descubriréis aquí, pues los medios de comunicación tradicionales no informarán sobre estos sucesos. La censura de la Academia es férrea. Para terminar con un tono más alegre, comparto con vosotros una imagen de nuestra aliada Zirconia Starfighter, homenajeando la fértil tradición de las historias de terror japonesas. También la incluyo porque pronto recibiremos la ayuda del grupo de ciberguerreras al que pertenece, junto a otras viejas conocidas como Gwen Marsters o Masuimi Max.

Zirconia Starfighter after Japan

¡Por Isis!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada